viernes, 12 de agosto de 2016

Mujeres lesbianas podrán ser madres a través de la Sanidad pública en Barcelona

Ni la orientación sexual ni la falta de un problema de fertilidad serán un obstáculo para acceder a la reproducción asistida en los centros de salud públicos en Cataluña. El Departament de Salut de la Generalitat adapta el protocolo de reproducción asistida para incluir a todas las mujeres, tengan o no un problema de fertilidad. Así lo ha explicado esta mañana Toni Comín, conseller de Salut, y padre gay. Se cierra así una  larga reivindicación de las entidades que hace dos años iniciaron una campaña para reclamar igualdad de trato. Si embargo, queda fuera de la cartera de  servicios el método ROPA.

El nuevo protocolo (que en Madrid ya se cumple y las mujeres lesbianas pueden acceder a la maternidad a través de la sanidad pública), que entra en vigor el próximo lunes 11 de julio, diferencia dos vías de acceso: una para mujeres sin problemas de fertilidad y otra para las que tienen diagnosticada infertilidad. “No tiene ningún sentido que las mujeres sin un problema de fertilidad pasen por una vía pensada para casos con problemas de fertilidad. Ni las pruebas ni los tratamientos son los mismos“, explica Comín.

Ante el incremento en la demanda de estos servicios públicos, el Departament de Salud ha previsto ampliar la red de asistencia, y pasaran de 8 a 15 o 20 los centros públicos donde se realizaran inseminaciones artificiales. La estimación inicial de la demanda es de entre 10 y 35 mil mujeres catalanas, entre 18 y 40 años, hasta ahora excluidas por no tener  pareja masculina ni un problema de fertilidad.

Excluido el método ROPA

El protocolo no contempla el método ROPA (donde una de las mujeres aporta el óvulo y la otra lo gesta), un tratamiento mucho más caro, dado que implica a ambas mujeres. Las parejas que deséis este tipo de maternidad compartida, tendréis que acudir a un centro privado.

“El nuevo protocolo está orientado a las inseminaciones artificiales, el primer tratamiento que recomendamos siempre cuando una pareja de mujeres acude al centro”, explica Juan José Espinós, codirector de CRA Clínica Sagrada Familia, uno de los primeros centros en realizar el método ROPA en Barcelona.

Se contempla también la creación de un banco de gametos a través del Banco de Sangre y Tejidos, perteneciente a la Generalitat. Hasta su pleno funcionamiento, se recurrirá a los bancos de semen privados ja existentes.